sábado, 27 de septiembre de 2008

CONSUMACIÓN DE LA INDEPENDENCIA DE MÉXICO.







11 años de lucha para lograr la libertad de México

La lucha por la Independencia de México, había comenzado el 16 de septiembre de 1810. Muchos de los caudillos como Miguel Hidalgo y José María Morelos habían muerto y después de 11 años de lucha, el país estaba en ruinas, había mucha miseria y lo único que querían tanto los insurgentes como los realistas, era la paz.
Los españoles y criollos no querían obedecer la Constitución de Cádiz, establecida en España porque les quitaba muchos privilegios y en España desconocieron totalmente la Constitución de Apatzingán promovida por Morelos.
En la capital de la Nueva España, se habían estado celebrando reuniones de los llamados Conspiradores de la Profesa, (así se llamaba la casa en la que se reunían), quienes acordaron apoyar la declaración de Independencia, pero decidieron poner en el poder a un príncipe español y Agustín de Iturbide fue el elegido. Se le entregó el mando y se le devolvieron sus tropas para que fuera al Sur, a terminar con los pocos ejércitos insurgentes que quedaban al mando de Vicente Guerrero.
Pero no contaba con que Vicente Guerrero, además de conocer perfectamente la sierra y las tierras guerrerenses, tenía una excelente organización y apoyo, por lo que le fue imposible derrotarlo. Entonces el virrey tomó prisionero al padre de Guerrero y le ofreció que lo perdonaría a cambio de que abandonara la lucha, pero Guerrero le contestó valientemente que "la patria era primero".
Iturbide decidió entontes comunicarse con Guerrero ofreciéndole por medio de una carta, un puesto mejor que el de diputado, pero también le ofreció que de no llegar a un acuerdo intervendría, para que ya se consumara la Independencia. Esto por supuesto que interesó mucho a Guerrero, quien rechazó la idea de rendirse, pero estaba interesado en hablar con Iturbide para lograr la independencia y la paz.
Después de mandarse cartas durante un tiempo, el 10 de febrero de 1821, Guerrero e Iturbide se encontraron en Acatempan, en el estado de Guerrero. Los dos estaban temerosos, pero después de saludarse con un abrazo, se felicitaron mutuamente por sus hazañas y su valor. A este momento se le llamó "El abrazo de Acatempan", que sin duda fue determinante para consumar la Independencia.
En febrero de 1821, Iturbide firmó el Plan de Iguala o de las Tres Garantías, mediante el cual invitaba a los integrantes del virreinato a unirse para lograr la Independencia.



El virrey Apodaca, creyó que Iturbide había sometido a los insurgentes y le facilitó mucho dinero, pero Iturbide pensaba diferente, porque quería incorporar a los criollos a su ejército y crear una nación independiente de España, con un gobernante de la familia de los Habsburgo que gobernara en forma liberal, independiente y constitucional. Además estableció que la única religión sería la católica y que el clero conservaría todas las facultades.
E esas ideas, surgieron las tres garantías que después se representarían en los colores de la Bandera Nacional: La unión de los españoles y mexicanos y de todos los grupos sociales, representada por el color rojo; la Independencia de España y de cualquier otro país, representada por el color verde y la religión católica como única, representada por el color blanco.
Poco después llegó a México el último virrey Juan O'Donojú, que al ver que la Independencia era un hecho consumado, firmó los Tratados de Córdova, documento en el que se declaraba la Independencia de México.
Por fin, después de 11 años
de lucha, en la que caudillos como Miguel Hidalgo, Ignacio Allende, José María Morelos, Francisco Javier Mina y Vicente Guerrero, destacaron por sus hazañas, por su valor y por su deseo enorme de darnos una patria y libertad, México era un país, una patria libre y soberana.
Así, el 27 de septiembre de 1821, el ejército trigarante, establecido para velar por que se cumpliera lo establecido en el Plan de Iguala y en los Tratados de Córdova, entró a la Ciudad de México, con Agustín de Iturbide o Agustín I a la cabeza, quien desde ese momento quedaría al mando del país.